Consejos para comprar carne de calidad

17 octubre, 2019
Consejos para comprar carne de calidad

Actualmente, muchas de las personas no saben realmente lo que tienen que hacer para elegir la carne que están consumiendo y saber si es de verdadera calidad. El poco tiempo que tenemos hace que se terminen comprando los productos del supermercado envasados teniendo en cuenta la apariencia por encima de todo, desconociendo realmente qué piezas son las mejores.

Tanto en los mercados como en las carnicerías se pueden encontrar carnes bastante mejores que las que se compran generalmente en los supermercados. Es un hecho que muchas veces el carnicero que vende en el mostrador la carne de supermercado no tiene la experiencia de un carnicero que tiene su propio negocio en el barrio desde hace décadas, pues muchas veces no son ni profesionales especializados en este sector.

Sabemos de lo importante que es comprar carne de calidad y merece la pena conocer algunos consejos para comprarla:

Adquirir la carne en un lugar que confiemos

Lo más recomendable es ir a la carnicería de forma personal, pues vas a poder interactuar con los profesionales y aprender qué tipo de cortes son los de tu agrado. Verás como los reconocerás solo con verlos y podrás elegir los que sean mejores para tus recetas.

En el caso de que no tengas tiempo, ahora se pueden ver carnicerías online en las que poder comprar carne de calidad como en Charcutería Redondo, que en Valladolid proporciona este servicio de carnicería a domicilio, que como ellos dicen, es de gran utilidad para las personas que no tienen tiempo o cuentan con problemas de movilidad a la hora de ir a la carnicería.

Confianza en tu vista

En el caso de que veas como gotea el agua en los mostradores o muchos jugos en las bandejas de carnes, debes saber que no es carne de muy buena calidad. Lo mejor es seleccionar siempre las piezas que podamos ver enteras y que no goteen. De la misma forma, merece la pena fijarnos bien en el color, la grasa infiltrada, etc.

Informarse de la procedencia del animal y mirar bien el etiquetado

Saber cuál es el origen de la carne, el nombre de la pieza y otros datos de importancias sobre los productos es de gran importancia a la hora de optar por uno u otro corte. Si se hace en el supermercado, es posible saberlo con mirar el etiquetado, pero en la carnicería, se puede preguntar en persona a los profesionales que nos atiendan.

Igualmente, conviene informarse de la edad que tenga el animal, pues dependiendo de ello, la carne va a ser más dura o más blanda lo que es vital para muchas clases de recetas.

Aprende los nombres de los cortes que nos gusten

Algo recomendable y que debes hacer es cuando pidas filetes tiernos o carne picada es especificar el corte con el que los quieres. Cuando se desea carne para un guisado, la más recomendable es la de cabecero de lomo o de aguja. Si se quiere para empanar, la cadera o espadilla, si se hace a la plancha, los de tapillas.

¿Qué clases de carnes hay?

Tercera rosada

Son de animales que tienen más de 6 meses, pero que no tienen 1 año. Hasta el medio año se alimentan de leche materna, para después pasar a ser alimentados con pienso, cereales y forraje.

Ternera blanda o lecha

Una carne que no es demasiado habitual, pues está en un 1% de la carne que se consume. Pertenece a animales de menos de medio año que se alimentan de leche en polvo y la carne no tiene demasiado sabor, por lo que no recomendamos su compra. Puede ser conveniente para niños o mayores al ser más blanda.

Añojo

Es un tipo de carne de anima que cuenta con más de un año, pero que todavía no tienen 20 meses.

  • Los novillos son animales que tienen entre veinte meses y cuatro años.
  • La vaca es un animal que tiene más de cuatro años.
  • El buey es un animal macho que fue castrado antes de cumplir nueve meses y que se sacrificó con más de cuatro años. Se le conoce como cebón cuando el animal se sacrifica antes. Actualmente, la mayoría de sitios en los que se vende carne de buey sin muchas, pero no es demasiado vendida, siendo mucha de ella vendida como buey cuando es una vaca ya de edad.

Esperamos que con estos consejos tengas un poco más claro qué carne es de calidad y cuál es la que no merece la pena. Elegir bien es necesario y ya que gastamos nuestro dinero que sea en productos de calidad y que marcan la diferencia.